Cincuenta años de presencia de la Iglesia en Chilibre

A la luz del Concilio Vaticano II se inició en las afueras de la ciudad de Panamá una experiencia pastoral con miras a una Iglesia encarnada en la vida de la gente y con la participación activa de los laicos. En Chilibre se organizó este modelo de Iglesia, pueblo de Dios, en medios populares, bajo el impulso del equipo pastoral de San Miguelito y con el aporte de un equipo de Hermanas religiosas “Esclavas de Cristo Rey”. Este impulso ha dado frutos abundantes: una Iglesia “pueblo de Dios”, insertada en ambientes populares, comunidad de comunidades, donde los laicos y laicas son los verdaderos protagonistas del trabajo eclesial. Leer más